Con la llegada de la discusión de la reducción de la jornada laboral, las organizaciones y las áreas de gestión de personas, deben plantear las distintas modificaciones que una reducción horaria genera para el negocio.

La gestión y reorganización de los turnos de trabajo producto de este tipo de medidas se debe realizar considerando el impacto que estos cambios generan en las personas, como en la productividad y los objetivos del negocio. Por otro lado, fenómenos como el desarrollo tecnológico y la transformación digital en materias de Recursos Humanos pueden ser la clave para el análisis y la toma de decisiones estratégicas en relación a los objetivos del negocio, a través de información generada por la organización.

En el siguiente artículo encontrarás tres maneras de medir el impacto que una modificación de las jornadas laborales pueden generar en tus colaboradores, y que te pueden resultar de utilidad a la hora de replantear los turnos de trabajo que posee tu organización.

Clima Laboral y Satisfacción

No es precisamente original plantear que el bienestar, la satisfacción y el clima laboral se ven influidos por la cantidad de horas de trabajo que poseen los colaboradores. A su vez, cuán satisfechos nos encontramos con las condiciones de nuestro trabajo y nuestro ambiente laboral, influye directamente en el desempeño y la productividad. 

Una buena manera de medir el impacto que las modificaciones de las jornadas laborales generan en nuestros colaboradores, es realizar encuestas de clima o satisfacción que permitan analizar la percepción de los colaboradores sobre el ambiente de trabajo antes de la aplicación de la medida, junto con mediciones a posteriori que permitan analizar el contraste y las diferencias existentes entre estos dos momentos.

Evaluación de Desempeño

Las evaluaciones de desempeño, en sus distintas metodologías nos pueden permitir conocer el estado de nuestra organización permitiendo establecer un estándar de productividad relacionado con un momento determinado.

Si las vemos con el suficiente detalle, puede ayudarnos a visualizar las diferencias existentes entre colaboradores de similar cargo pero con diferentes jornadas o turnos de trabajo, o al igual que en el caso anterior, el contraste entre un periodo anterior y posterior existente entre la modificación de una jornada laboral. 

Gestión de Objetivos y Compromisos

Si bien una evaluación de desempeño puede ser útil para dimensionar el impacto que un cambio en la jornada laboral tiene en la productividad. La gestión de objetivos y compromisos nos permite visualizar su impacto a través del tiempo.

A través de mediciones de su cumplimiento y progreso semanal, mensual o anual, podemos determinar su desarrollo a través del tiempo, y la manera en que diversos hitos (como la modificación de la jornada laboral, turnos de trabajo) influyen en los colaboradores de nuestra organización.

Tecnología y Gestión de los turnos de trabajo

En relación a la gestión de turnos de trabajo, herramientas tecnológicas como sistemas integrales que aborden los distintos subsistemas de recursos humanos nos permiten visualizar y analizar los efectos del impacto que modificaciones como la planteada generan en los colaboradores en el desempeño de sus funciones en la organización. 

Dichas soluciones digitales nos permiten analizar la información disponible de nuestros colaboradores y de los distintos procesos que constituyen el paso de los mismos a través de nuestra organización permitiéndonos establecer planes de acción concretos en función de su bienestar y de los objetivos estratégicos del negocio.

Si quieres conocer éstas y otras soluciones digitales que te permitan abordar los distintos procesos de Gestión de Personas para que puedas analizar tu fuerza de trabajo y realizar la toma de decisiones a través de información generada por tu organización, haz click en el siguiente botón: